Tras sumar 3 podios en las últimas 4 carreras, Joan Mir se encuentra a 4 puntos del liderato.

Joan Mir (Team Suzuki Ecstar) atraviesa por su mejor momento en MotoGP. Dos segundas posiciones, un tercero y un cuarto puesto en las últimas cuatro carreras han convertido al español en el piloto más consistente de la actualidad en la categoría reina, permitiendo que se encarame a la cuarta plaza de la general, colocándose a tan solo 4 puntos del liderato que conserva Andrea Dovizioso (Ducati Team) después del GP de la Emilia-Romaña celebrado en Misano.

En las últimas cuatro carreras, Mir ha conseguido más puntos que nadie. El joven piloto de Suzuki, claramente al alza en su segundo año en MotoGP, ha conseguido 69 puntos de 100 posibles, en comparación con los 53 de “Dovi”, los 41 de Maverick Viñales  y los 24 de Fabio Quartararo. Una evidencia de su consolidación absoluta en la élite. Mir está alcanzando su mejor nivel en el momento preciso en un campeonato que es, posiblemente, el más impredecible que hemos visto, por lo que se ha convertido rápidamente en un claro aspirante al título.

Los cuatro pilotos mencionados se dirigen ahora al Circuit de Barcelona-Catalunya, la carrera de casa de Mir –y de Viñales, entre otros–, separados por tan solo 4 puntos. Suzuki y Mir han rayado a gran nivel en pistas que no son especialmente favorables para la GSX-RR, como el Red Bull Ring y Misano.

Sin embargo, sin la bandera roja provocada por el salto a alta velocidad de Viñales en el GP de Estiria, Mir podría presumir ya, seguramente, de su primera victoria en MotoGP. Sin embargo, acabar 2º y 4º en el doblete de Spielberg resultó más que prometedor, aunque los dos podios en Misano fueron los que se encargaron de confirmar su potencial. Eso sí, sin perder de vista que podría haber luchado por un botín aún mayor.

En el GP de San Marino partió 8º para acabar 3º, mientras que en el de la Emilia-Romaña su mérito fue incluso superior, ya que remontó 9 posiciones al arrancar 11º y finalizar 2º tras Viñales. Además, su ritmo de carrera es, probablemente, el más destacado de la parrilla en estos momentos. El único lunar en su rendimiento pasa por las sesiones de clasificación, como ha admitido el propio piloto. Si hubiera partido desde las dos primeras filas, nadie duda que habría batallado con el propio Viñales y ‘Pecco’ Bagnaia (Pramac Racing) por la victoria en la última carrera.

Mir reconoció que en la primera fase de su remontada tuvo que asumir ciertos riesgos, aunque rápidamente trazó su hoja de ruta: “Cuando vi que ‘Pecco’, Maverick, Pol y Fabio se habían ido un poco, traté de concentrarme tanto como pude”. “A mitad de la carrera empecé a sentirme bien con la moto y empecé a rodar mejor, luego comencé a recuperar un poco la distancia y en las últimas vueltas fue muy divertido pelear con ellos. Estamos muy contentos por esta segunda plaza, buscamos una victoria pero es importante, de mientras, conseguir puntos y continuar en esta forma. Y sí, también estoy muy feliz por el equipo”, añadió el balear.

En 2020, ser regular cada semana puede valer el título. Mir tiene todos los ingredientes de un campeón mundial de la categoría reina: velocidad, agresividad, agilidad, consistencia y una moto bajo su control que está a la altura en casi todos los circuitos. La pieza del puzzle que falta es mejorar la clasificación, algo con lo que Viñales y Quartararo no tienen problemas. El francés comentó en Misano que la Suzuki es “la moto perfecta”, y probablemente no esté alejado de la verdad. El discurso de ‘El Diablo’ también lleva implícito un elogio para un Mir que se ha ganado paulatinamente el respeto de todos sus rivales que también se mantienen dentro de la carrera por el título.

En su camino hacia el título mundial de Moto3 de 2017 –su segundo año a tiempo completo en el Mundial–, Mir subió al podio en 13 de las 18 carreras, obteniendo hasta 10 victorias. Además, nunca terminó fuera del podio más de una carrera seguida. Si consigue enlazar una dinámica similar este año hasta Portimao, tendrá muchos números para alzar la corona de MotoGP.

Recalar ahora en Barcelona también invita al optimismo a Mir y a su equipo personal en Suzuki. No hay que olvidar que la temporada pasada, Joan obtuvo su segundo mejor resultado de la temporada en el trazado catalán al ser 6º, un papel que brindó a Suzuki un buen balance final al colocar a sus dos pilotos en el Top 6, ya que Alex Rins terminó 4º en una carrera marcada por el ‘crash’ múltiple desencadenado por Jorge Lorenzo con la RC213V. Sobre el papel, según el propio Mir, es un circuito que debería adaptarse mejor a la GSX-RR que el Red Bull Ring y Misano. De ser así, Mir tendrá muchos números para salir de la primera parada del nuevo triplete como flamante líder del campeonato.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies