Quartararo certifica su dominio en una jornada final en la que Rossi acaba en el Top 5, Viñales se exprime durante 83 vueltas y Lorenzo regresa.

El Test Oficial de Sepang ha dejado un sabor de boca difícilmente mejorable para Yamaha. El constructor japonés, que se presentó en territorio malasio después de hacer los deberes en el mercado de pilotos, ha dado todo un golpe de autoridad apoyado, especialmente, en el estado de gracia de un Fabio Quartararo (Petronas Yamaha SRT) que ha dominado con mano de hierro la tabla de tiempos durante las 3 jornadas.

Ayer domingo no fue una excepción. «El Diablo», gracias a un crono de 1:58.349, marcó la pauta por delante de Cal Crutchlow (LCR Honda Castrol) y Àlex Rins (Team Suzuki Ecstar) en una jornada en la que los mejores tiempos se obtuvieron por la mañana, ya que tras el parón del mediodía el rendimiento fue decreciendo, llegando, incluso, a aparecer la lluvia en los minutos finales.

Pese al gran papel de Quartararo, el protagonismo en Yamaha estuvo repartido entre varios pilotos. Valentino Rossi (Monster Energy Yamaha MotoGP) también acaparó los focos al finalizar 5º a menos de 2 décimas de ‘El Diablo’. El italiano, que tuvo la oportunidad de testear el nuevo dispositivo ‘holeshot’, superó a su compañero, Maverick Viñales, en una jornada en la que el de Roses aparcó el objetivo de una vuelta rápida para centrarse en diferentes probaturas, como demostró el hecho de que acumulara un total de 83 vueltas en pista, muy por encima del resto de pilotos.

Con Franco Morbidelli (Petronas Yamaha SRT) finalizando 13º este domingo, la guinda del ilusionante Test de Yamaha la puso Jorge Lorenzo con su regreso a pista con la M1. El balear, que ha estado alejado de la rutina de entrenamientos durante la mayor parte del parón invernal, finalizó 20º a 1 segundo y 3 décimas del mejor crono de Quartararo, después de dos jornadas previas en las que fue visto ofreciendo sus sabios consejos a Rossi y Viñales.

El ‘Espartano’ ha afrontado una nueva era con la marca de los diapasones centrado en sacar todo el potencial de la M1 2020 después de dar carpetazo definitivo a su etapa con Honda. Su último compañero de equipo en Repsol Honda Team, Marc Márquez, no esconde sus dificultades para arrancar en este 2020 después de su última operación de hombro. El octocampeón, que sufrió una salida de pista tras la caída del día anterior, despidió el domingo siendo 12º, cediendo nuevamente el peso de las pruebas a un Crutchlow que obtuvo el premio del segundo mejor crono.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies