Honda regresa esta semana al festival Wheels & Waves, para celebrar los 50 años de la herencia cuatro en línea de la marca desde el lanzamiento de la CB750 original en 1969.

El evento internacional, con ediciones en Japón y en los Estados Unidos, Wheels & Waves (W&W) es un festival dirigido a la customización, pero con algo que le diferencia.

No solo hay motos, W&W también rinde homenaje al surfing y al skateboarding, con buena música en directo, todo enmarcado en el impresionante escenario de Biarritz, en la costa vasca de Francia.

50 años después de que la superbike original (CB750) saliera a la venta, Honda celebra su herencia CB cuatro en línea en el W&W con una serie de las mejores personalizaciones europeas de su buque insignia Neo Sport Café, la CB1000R.

La gama Honda Neo Sports Café ahora incluye las neo-clásicas CB1000R, CB650R, CB300R y CB125R, motocicletas modernas con un estilo de diseño clásico.

Las doce exclusivas e impactantes customizaciones de España, Francia, Suiza e Italia, que exploran las múltiples posibilidades de personalización de la CB1000R, se reúnen en el stand de Honda junto con una CB750 de 1969 original, documentando 50 años de continuo desarrollo y herencia de los cuatro en línea de Honda.

En 1969, la Honda CB750 fue toda una revelación. Empujando los límites en todos los niveles, no solo fue la primera motocicleta cuatro en línea de 750cc producida en serie, sino que también fue la primera motocicleta de producción con un arranque eléctrico y un freno de disco equipados de serie. Originalmente desarrollada para el mercado americano, con un precio recomendado ultra competitivo de solo $1495, la CB750 marcó la pauta para los 50 años siguientes de motociclismo y con razón se la menciona como la primera ‘Superbike’.

Entre las más destacadas del stand se incluyen tres CB1000R procedentes del concurso de customización Honda ‘Garage Dreams’ de España: la Monkey Kong preparada por Mallorca Motos; la Alfredo de Hakuba Motor, y ganadora del concurso; y la Nozomi, de VC Moto Sabadell.

Suiza está representada por dos versiones muy diferentes de la CB1000R. La CB1000R-adical de Fuhrer Moto y Gannet Design – una agresiva streetbike en toda regla, con pintura artesanal de camuflaje realizada por Walter Oberli y ruedas de carbono Rotobox, acompañada por la Africa Four CRF1000R – una fusión de conceptos e ideas tomadas de la actual gama de Honda que incorpora ruedas doradas, tren delantero de CRF450R y un diseño exclusivo de pintura de inspiración HRC.

Honda Italia expone tres motos en Biarritz, una de las cuales, ‘The Tribute’ – una preciosa e imponente CB1000R – se inspiró en los colores originales de la CB750 de 1969. Cuatro CB1000R custom de Francia completan la serie, incluyendo una impactante ‘Black Edition’ preparada por el concesionario local de Biarritz, 3C Motos.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies