De la experiencia adquirida en MotoGP, donde el Desmosedici de cuatro cilindros desborda un rendimiento incomparable, llega un nuevo motor V4 a 90°, el Desmosedici Stradale.

Denominado Desmosedici Stradale, este motor se convertirá en otro hito de Ducati: será la primera vez que el fabricante de motos de Bolonia equipe una moto de serie con un motor tetracilíndrico.

La presentación oficial tuvo lugar en Misano durante el GP de San Marino y Rimini Riviera, la decimotercera prueba del Campeonato de MotoGP 2017. Un escenario perfectamente natural para la presentación, ya que el MotoGP es el terreno de pruebas sobre el que se ha obtenido la determinación, experiencia y tecnología para el nuevo motor.

 Nos enorgullece desvelar esta joya tecnológica. Representa el comienzo de un nuevo capítulo para nuestra empresa, subrayando nuestra vitalidad y un compromiso inquebrantable en el desarrollo de nuevos productos”, declaró Claudio Domenicali, CEO de Ducati, durante la presentación del Desmosedici Stradale. “Este motor también destaca la estrecha colaboración entre Ducati Corse y el equipo de desarrollo de motos de serie, demostrando cómo la competición es un instrumento que se puede emplear para desarrollar la tecnología que luego se aplicará a las motos de serie. El 5 de noviembre a las 21h CET en la Ducati World Premiere 2018, mostraremos la nueva Panigale V4, una moto completamente nueva impulsada por este extraordinario motor.

Si bien el motor Desmosedici Stradale es indudablemente adecuado para los circuitos, también se ha diseñado para responder a las necesidades del piloto de carretera. Por ejemplo, para maximizar el par a medio régimen – fundamental para una experiencia satisfactoria en carretera – y garantizar contundencia y potencia en bajos, el motor tiene una cilindrada ligeramente superior a la de su homólogo de MotoGP (1103 cm³, para ser exactos). La potencia registrada cumpliendo las emisiones Euro 4 supera los 155 kW (210 CV) a 13.000 rpm mientras que el par motor máximo sobrepasa los 120 Nm (12,2 Kgm) desde 8.750 a 12.250 rpm.

Actualmente se encuentra en una etapa de desarrollo avanzado una versión R con cilindrada inferior a los 1.000 cc que sube más de revoluciones y está más enfocado a uso en circuito. Este servirá de base para la versión homologada que compite en el campeonato de Superbike, donde se utilizará este motor a principios de 2019 (un año después del lanzamiento de la respectiva versión de carretera, como es tradicional en Ducati).

Como en las motos Ducati utilizadas en competición, el cigüeñal es del tipo contrarrotante. Esto reduce el efecto giroscópico total y hace que la moto sea más rápida y ágil cuando cambia de dirección.

Las muñequillas del cigüeñal, desfasadas 70° como en el Desmosedici GP, requieren una secuencia de encendido Twin Pulse que genera una entrega de potencia de fácil manejo y optimiza la tracción a la salida de las curvas (efecto “Big Bang”). Esta secuencia de encendido también le da al Desmosedici Stradale una firma de sonido única.

Una configuración V4 a 90° hace que el motor sea extremadamente compacto, permitiendo la centralización de masas y suavizando la integración en el vehículo. De hecho, el Desmosedici Stradale se ha montado en la moto con los cilindros delanteros inclinados 42° hacia atrás respecto a la horizontal, al igual que en los motores Ducati empleados en MotoGP. Esto, por supuesto, optimiza la distribución de masas, permitiendo la utilización de radiadores más grandes y llevando hacia adelante el anclaje del eje del basculante.

 

Su arquitectura también anula las fuerzas primarias de forma natural sin pesos añadidos ni pérdidas de potencia que ocasionan los ejes de equilibrado.

Como en MotoGP, el motor se diseñó con un cilindro de 81 mm de diámetro. Esta medida refleja el límite máximo permitido por la normativa de MotoGP; también es el más elevado en el segmento de las tetracilíndricas supersport.

Al utilizar el mismo diámetro del motor Desmosedici GP, ambas mecánicas comparten en su interior una dinámica de fluidos casi idéntica (esto es, en válvulas, conductos de admisión y cuerpos de mariposa, justo donde se produce la potencia).

Huelga decir que el nuevo motor se basa en el sistema Desmodrómico, una característica clave que contribuye a hacer que los prototipos de Ducati sean los más rápidos de MotoGP. En este motor de altas revoluciones, el sistema “Desmo” alcanza un grado de sofisticación, ligereza y compacidad nunca vistos en una Ducati.

Se emplean por primera vez en una moto de serie de Ducati las trompetas de admisión de aire con altura variable, que optimizan la admisión en una amplia gama de revoluciones y aportan ventajas significativas en cuanto a entrega de potencia y manejabilidad. Para completar el sistema de alimentación se utilizan cuerpos de mariposa ovales, cada uno de los cuales viene equipado con dos inyectores: uno sobre la mariposa y otro debajo de ella.

Este paquete de soluciones tecnológicas de vanguardia – absolutamente únicas en el segmento de las Supersport – hace que el Desmosedici Stradale sea un motor como ningún otro en el mundo de la motocicleta.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies