En la etapa de ayer Joan Barreda (Honda) dio una lección de pilotaje y navegación a sus rivales, poniéndose líder del Dakar.

En la 3ª etapa celebrada ayer empezaron los primeros tramos fuera de pista, pero el factor que más mella ha hecho en los pilotos ha sido la rápida subida de altitud, con pasos a más de 5.000 metros. Cruces de vados, pistas rápidas y sinuosas al inicio de la etapa, y un final disputado sobre un terreno roto propio de trial que requería cautela y sangre fría para no dejarse las opciones en la ruta hacia San Salvador de Jujuy.
Un golpe de lo más contundente, así podría describirse el revés asestado por Joan Barreda a sus rivales durante la tercera etapa del rally. Lanzado al ataque desde los primeros kilómetros de la especial, el piloto de HRC lograba una impresionante ventaja ya en el primer CP, con 20 minutos de renta sobre un Toby Price a la zaga.
El australiano cedía las riendas de la general a Barreda mientras que Sam Sunderland ha conseguido controlar el golpe, con un retraso de 13’29, colocándose así por delante de Paulo Gonçalves en la general.
Al terminar la etapa, 16 minutos por detrás de Joan Barreda,  no ha conseguido el “scratch del año”, pero eso no quita que haya firmado una magnífica actuación en su segundo Dakar al hacerse con el tercer mejor tiempo, por delante de muchos de los máximos aspirantes a la victoria final. Al manillar de su Husqvarna oficial, el excampeón del mundo de MX3 ha sabido gestionar a la perfección un principio de etapa cuando menos tramposo y deberá ser tomado muy en serio por sus rivales a partir de ahora.

Dakar

Toby Price (KTM)

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies