El proyecto “Factory Works” pone a disposición de los nuevos propietarios de una RSV4, una gama de accesorios de altísimo nivel y prestaciones, vendidos y asistidos directamente por el departamento de Aprilia Racing.

La historia de la Aprilia RSV4 es la historia del modelo más galardonado y vencedor de las categoría destinada a las motos de serie.
Desde 2009 el palmarés de esta extraordinaria V4 italiana no ha hecho más que acumular premios con siete títulos mundiales de Superbike; su último sello en la temporada 2015, con la consecución del título de pilotos y constructores en la Copa FIM Superstock 1000.
Aprilia Racing 
La plataforma de desarrollo, innovación y experimentación más avanzada del Grupo Piaggio- lanzó el pasado año su programa denominado “Factory Works” para poner a disposición de todos sus usuarios la misma tecnología que se desarrolla en el campeonato del mundo, para los que intentan competir al máximo nivel en los campeonatos destinados a motos derivadas de la serie o que quieren tener una RSV4 con prestaciones del más alto nivel para emplear en circuito.
El programa consiste en la realización de una RSV4 “Factory Works” desarrollada según el reglamento de los campeonatos de Superstock y Superbike de los distintos países, con diferentes niveles de preparación de ciclística, electrónica y motor.
El extraordinario proyecto llega, en 2017, a un nuevo vértice, introduciendo una versión todavía más potente de RSV4, denominada FW-GP, equipada con el motor V4 con un diámetro aumentado hasta 81 mm y dotado con distribución por válvulas neumáticas, configuración similar a aquella con la que Aprilia ha disputado oficialmente el campeonato del mundo de MotoGP en 2015.

aprilia-rsv4-2
Romano Albesiano, Responsable Técnico Aprilia Racing: “Desde siempre Aprilia Racing compite en los campeonatos del mundo de velocidad más exigentes, como puede ser MotoGP, para conseguir la experiencia y desarrollo tecnológico que luego puede trasladar a sus productos de serie. RSV4 es el mejor ejemplo de la estrecha colaboración que existe entre el mundo de la competición y la producción. Con el programa Factory Work, Aprilia Racing ofrece ahora mucho más, algo de verdad único en su género, para lograr una moto auténticamente de competición. Los niveles de sofisticación son diferentes: se parte de una RSV4 optimizada para la pista que pasa por la versión SSTK (la moto que ha dominado con autoridad la Copa FIM Superstock de 2015) hasta llegar a una auténtica moto de Superbike. Para 2017 hemos querido exprimir aún más nuestra experiencia para conseguir una configuración de RSV4 extrema, dotada de un motor con distribución por válvulas neumáticas. Con la FW-GP Aprilia Racing se reserva para sus clientes no solo la tecnología desarrollada en MotoGP, sino también un tratamiento especial de información, asistencia y regulación de todos los parámetros de la moto, antes, durante y después de su adquisición, como sucede con los pilotos oficiales de Aprilia Racing, para conseguir disfrutar al máximo de todo el potencial de esta excepcional moto”.

 

 

 

 

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies