Triumph Thunderbird Storm | Imponente
POTENCIA8.7
ERGONOMIA7.7
ACABADOS8.5
SUSPENSIONES7
MOTOR8.9
FRENOS9.2
8.3Nota Final
Puntuación de los lectores: (0 Votes)
0.0

¡La nueva cruiser de Triumph ya está aquí! Se trata de la Thunderbird Storm, una maciza motocicleta que a pesar de su tamaño está situada dentro del ámbito de las cruiser deportivas.

Hoy en día, a excepción de Harley-Davidson con la V-Rod, realmente pocos fabricantes se atreven a hacer customs con un motor potente que dé un toque de deportividad para los bikers más atrevidos. Este es el caso de la nueva Thunderbird Storm que representa la parte oscura del custom, es decir, motos que olvidan los cromados y quieren dejar atrás a las custom convencionales. Triumph_Thunderbird_6 El aspecto de la Thunderbird Storm es realmente imponente, con una estética “long & low” y una masiva utilización del negro mate que le da un aspecto realmente feroz. Debemos resaltar la pareja de faros redondos delanteros, heredados directamente de la Speed Triple, que le dan un aire muy deportivo y que, además, hacen que tenga un toque de diferenciación muy importante.

LA ZONA DEL DEPÓSITO
Impone también el enorme depósito de combustible, que marca prácticamente toda la anchura de la moto, con una capacidad de 22 litros. La información va en una consola sobre el depósito con un único y gran reloj que marca la velocidad, un pequeño cuentavueltas y una pantalla digital con funciones bastante completas para tratarse de una custom ya que tiene reloj horario, totalizador kilométrico, doble parcial y kilómetros que quedan hasta terminar la gasolina. Triumph, en la Storm, deja espacio a los cromados simplemente en los retrovisores, manetas, escapes, amortiguadores traseros y estribos. Triumph_Thunderbird_1 El resto de la moto es prácticamente negra, color que le confiere un aspecto intimidatorio. En cuanto al asiento –y como es costumbre en este estilo de motos– el piloto dispone de un gran espacio mientras que el pasajero tiene un pequeño lugar donde sentarse situado sobre el guardabarros trasero, lo que se traduce en incomodidad asegurada… Hay un detalle de la moto que no nos ha gustado nada: el bloqueador de dirección, que está situado directamente en la columna de dirección y que se acciona con una llave diferente a la de contacto, además de ser bastante incómodo. Creemos que en una moto de estas características deben cuidar este tipo de detalles.

Lo que sí debemos loar es la frenada

Aparte de que el modelo que probamos dispone de ABS (muy recomendable en un vehículo de estas medidas y peso), el equipo frenando responde perfectamente y con contundencia, sobre todo el doble disco delantero de 310 mm y pinzas de 4 pistones. Ofrece una seguridad perfecta en cualquier momento, haciéndonos olvidar que estamos pilotando un monstruo de 339 kilos de peso.

A pesar de las medidas, sin embargo, y una vez en marcha, la Thunderbird Storm se desarrolla bastante bien y no ofrece sensación de moto pesada. Esto es debido en parte al gran manillar, que “viene” a buscar nuestras manos y que nos ofrece una gran palanca para mover la Triumph. Evidentemente, para ir por ciudad quedamos limitados por el ancho de la moto. Por favor, ¡no debemos olvidar nunca qué tipo de motocicleta estamos conduciendo!

EL MOTOR
En cuanto al motor es un bicilíndrico en línea (clásico de Triumph), con una cilindrada de 1.699 cc para este modelo. Va alimentado por inyección electrónica y está refrigerado por agua. Tiene una potencia de 98 caballos, es decir una buena aceleración, y sobre todo una velocidad máxima bastante elevada. Esto hace que estemos delante de una de las custom más deportivas que hay en el mercado. ¡Chicos, no estamos escribiendo sobre una tranquila moto de 60 caballos! Triumph_Thunderbird_2 El motor, de todos modos, es dominable en todo momento, disponiendo de grandes dosis de bajos en todas las relaciones de marchas (dispone de 6 velocidades), además de medios interminables y, cuando roscas gas, el motor sube bastante bien. Y es que precisamente la disposición del motor en paralelo le da un carácter diferente al de la típica arquitectura custom del Twin en “V” ya que conseguimos tener mucho más punch en toda la gama de revoluciones. En la circulación por carretera nos movemos con bastante tranquilidad gracias al chasis y a las buenas suspensiones delanteras que nos permiten coger las curvas sin tener la sensación de que la enorme masa suspendida va por donde quiere. Y es que podemos marcar bien la entrada a curva y la Thunderbird Storm sigue la trazada marcada sin refunfuñar demasiado. Por autopista quedamos limitados por la falta de protección aerodinámica y por la posición de los brazos (bastante abierta), lo que hace que nuestro cuerpo haga de vela y que, por tanto, sea complicado superar ciertas velocidades. En definitiva, la nueva Triumph Thunderbird Storm es una cruiser de grandes dimensiones y peso que busca situarse en el segmento de los usuarios que quieren una motocicleta de este estilo pero sin renunciar a ciertas aspiraciones deportivas.
FICHA TÉCNICA

Motor: bicilíndrico en paralelo

Tipo: 4 tiempos

Refrigeración: líquida

Alimentación: inyección secuencial multipunto con accionamiento progresivo de las mariposas

Potencia: 98 caballos

Suspensión delantera: horquilla telescópica Showa de 47 mm

Suspensión trasera: doble amortiguador de 95 mm

Frenos delanteros: doble disco de 310 mm con pinzas 
 de 4 pistones

Frenos traseros: Disco de 310 mm

Neumáticos delanteros: 120/70-19 “

Neumáticos traseros: 200/50-17 “

Peso en vacío: 339 kilos

Altura asiento: 700 mm

Precio: 15.495 euros (sin ABS) / 16.195 euros (con ABS)

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies